Marco de reconciliación: archivos de Canadá – La respuesta a la Comisión por la Verdad y la Reconciliación

“El corazón de este reporte es el marco de trabajo de reconciliación que es el producto de nuestros años de investigación.  Este marco de trabajo proporciona un tipo de mapa, estableciendo una visión, principios fundacionales y un camino transformativo hacia la profesión de archivos en Canadá. Los objetivos generales apuntan a áreas y prácticas de archivo que necesitan de un cambio inmediato y a las estrategias que describen actividades escalables que - cuando son personalizadas pueden cumplir con el contexto único y los requerimientos de las Naciones Originarias, los Inuit y las comunidades Métis -  apoyan iniciativas respetuosas de construcción de relaciones; adoptan la soberanía intelectual de las Naciones Originarias, los Inuit y las comunidades Métis sobre registros creados por y sobre ellos; e  incitan la reconceptualización de teorías y prácticas archivísticas convencionales…  

 

Este marco de trabajo puede ser visto como una piedra de toque para medir cambios en la práctica profesional y la evolución de sesgos conscientes e inconscientes.  Sin embargo, es importante anotar que el marco de trabajo no pretende describir cómo descolonizar todos los aspectos de la práctica y teoría archivística. Algunas áreas fundamentales, como arreglo y tasación, han sido identificadas, pero no elaboradas; estas omisiones han sido deliberadas. En esta etapa inicial de acción y conciencia en los archivos de Canadá, es imperativo mantener el enfoque en el mensaje fundamental: las comunidades de archivo de Canadá deben respetar la soberanía intelectual de las Naciones Originarias, los Inuit y las comunidades Métis por encima de los materiales de archivo creados por y sobre ellos. Este paso monumental no puede ser pasado por alto. Reconocer la soberanía intelectual de las Naciones Originarias, los Inuit y las comunidades Métis es crítico para cambiar las prácticas profesionales actuales y esencial para tomar medidas hacia la reconciliación, la construcción de relaciones y la sanación.” (p.7-8)